Las Profecías del Sheij Abd Allah ad-Daghestani

Sheikh Abdullah dagestani (qas) y Sheij Nazim al Haqqani (qas)

Granshaykh Abd Allah ad-Daghestani, naquib al-ummah, que Dios bendiga su alma, profetizó muchos eventos, algunos han ocurrido y otros aun esperamos que sucedan.

El dijo en 1966, «El año que viene habrá una guerra entre israelies y árabes. Los árabes serán derrotados». El predijo que ocurriría otra guerra entre Israel y los árabes. Poco tiempo antes de morir dijo, «Habrá una gran guerra dentro de un mes entre israelíes y árabes.» Esto ocurrió. El tres de octubre, tres días después de su fallecimiento, los árabes e Israel entraron en otra guerra.

En cierta ocasión la hija del Granshaykh, Madiha, consideraba comprar una casa con su marido en Beirut y Granshaykh dijo, «No». Ella insistió, pero aun así el dijo, «No». Ella continuó insistiendo pero él estaba resuelto y dijo: «Beirut estará llena de derramamiento de sangre. Cada casa sera afectada por el derramamiento de sangre y nadie quedara sin ser tocado». Menciono esto en 1972, y comenzó a ocurrir en 1975. Nos dijo antes de su fallecimiento, «Los veo en Tripoli, en el norte del Líbano.» Esta era su forma de sugerir que nos mudáramos de Beirut.

Dijo, «Veo a Inglaterra entrando en el Islam». Predijo que una familia real en Europa apoyaría el Islam, ya que en su linaje había sangre árabe. «Esto los atraerá a la espiritualidad y desarrollara en ellos un interés en distintas religiones, acercándolos a la Divina Presencia».

GrandShaykh Abdullah
ad-Daghestani.

 

 

Sobre un asunto relacionado dijo, «Cuando John Bennett me conoció y atestiguo que Dios es Uno y que Muhammad es el Mensajero de Dios, me preguntó que podía hacer. Le dije que mantuviera su testimonio en secreto. De esa manera pudo atraer a mucha gente de su tierra, Inglaterra para que atestiguara, interesándolos en la espiritualidad».

China esta bajo la autoridad de un gran santo, que sera uno de los mas grandes santos en la época de Mahdi  y Jesús . Su nombre es Abdur Rauf al-Yamani. A través de su influencia China firmara un acuerdo con Occidente para no usar armas nucleares. China se dividirá en muchos pequeños países. Habrá problemas en el Lejano Oriente, en la Península de Korea, y una gran potencia va a intervenir para detener el conflicto.

Un país no-árabe del medio oriente atacará la zona del Golfo Pérsico, y el mundo temerá que su fuente de petroleo sea cortada.

Dijo, «Cairo se hundirá bajo el agua». Luego los rusos construyeron la represa de Aswan; contiene una enorme cantidad de agua y recientemente se ha descubierto que algunos de sus soportes están sueltos y erosionándose rápidamente. Dijo,

Chipre se hundirá, y habrá una erupción en el Monte Olimpo, cercano a Bursa. Bajo estos dos elementos, gas y fuego, que hasta ahora se mantuvieron separadas, y los santos siempre rezaron para que estos dos elementos no se combinaran. Por su explosión, centenares de miles de personas serán heridas y quedaran sin hogar.

Habrá una guerra en la zona del Golfo donde un gran incendio involucrará al resto del mundo.

Alemania e Inglaterra liderarán a Europa. En Alemania hay un santo, asignado por el Mahdi  y Jesús , quien elevará a la gente y las entrenará en espiritualidad. Ese santo esta oculto, pero está entre ellos.

Habrá un gran cambio en la forma árabe de hacer política, y un régimen poderoso va a realizar un cambio hacia un mejor tipo de gobierno.

Antes de su fallecimiento en un reunión privada con algunos de sus mas cercanos discípulos dijo,

Habrá paz y Estados Unidos será el que lidera las conversaciones de paz, que pondrán fin a la guerra entre los árabes e Israel. Esto va a ocurrir. La señal de ello es el colapso del comunismo y la fragmentación del Imperio Ruso en muchas partes. No habrá poder en este mundo, excepto por Estados Unidos. La mayoría de los gobiernos árabes se volcarán hacia los norteamericanos. El conflicto se aquietará completamente y los árabes y los israelíes vivirán en paz. Lentamente cada conflicto en la tierra llegará a su fin, y en todas partes habrá paz. Norte América liderara eso. Todos estarán felices y ninguno esperara que la guerra vuelva a ocurrir.

Repentinamente, en el medio de la paz, un ataque se llevará a cabo en contra de Turquía por parte de un país vecino. Esto desencadenará una guerra, seguido por la invasión de Turquía por un país vecino. Esto amenazará las bases norteamericanas en Turquía y causará una mayor batalla. Eso resultará en un gran desastre en la tierra y una guerra horrible. Durante el curso de la guerra el Mahdi  aparecerá y Jesús  volverá. Su propósito será traer espiritualidad, paz y justicia y vencer la tiranía, el miedo y el terror. El amor, la felicidad y la paz llenarán la tierra, con el poder de Mahdi  y Jesús , con la Voluntad de Dios Todopoderoso.

El secreto de la Cadena de Oro fue pasado al sol de soles, el líder de los atraídos a Dios, el descubridor de los secretos, Shaykh Muhammad Nazim Adil al-Qubrusi ar-Rabbani an-Naqshbandi al-Haqqani.

Autor: Shihabuddin

Psicólogo y escritor. Practicante del sufismo en la tariqat naqshbandi.

4 opiniones en “Las Profecías del Sheij Abd Allah ad-Daghestani”

  1. Alguien me contó una vivencia de un seminario budista de esto hace ya tiempo, dice:

    Estando en la alpujarra, con mucho frío, estabamos las tres en un seminario de la muerte, en él la monja nos hizo entender el proceso, lo practicamos lo sentimos, todos nos agobiamos, algunos se marearon, pues sentímos lo que es morir, desapegarnos del cuerpo,, la monja budista, cogio a una de las chicas hicimos sutra del corazón, allí todos nos conectamos con la compasión, Paloma la monja, hablo con nosotras tres, pues nos conocemos hace tiempo y una de mis amigas contó su visión del corazón, pues siente el corazón de las personas, y la habó del corazón que vio de alguien, decía era muy hermoso, m,uy bello, dijo que el corazón se le acercó tanto que cuando lo vio le produjo sentir muy fuerte, y una compasión infinita al tiempo que dolor, pues cerca del centro había una grieta, y sintió tal compasión que lo tocó con la amorosa intención de quitarlo….luego su corazón se lo agradeció con un beso

    Paloma hizo el mudra del corazón, la tocó en diferentes puntos, la hizo recitar un mantra, pues dijo despues, has visto lo más profundo del corazón de los seres, Allah quieere que sientas que eso, es lo que hace cuando uno sufre, recuerdalo siempre, jamas se debe dañar el corazón de otro hermano, reza siempre por ese ser, pues quizas el dolor, el daño de su corazón se lo hayas causado tú, y tu ser quiere impedir que lo hagas, así que desde hoy ora por ese corazón…..

    terminaron muy emocionadas de su seminario, trajeron ilusiones nuevas, trabajo y conciencia

    Todas las religiones son la misma, hemos de atender a nuestro corazón así sabremos en que lugar estar, una acción tiene una consecuencia, lo que haga hoy tiene una respuesta, que quizas ahora no sepamos, pero mañana todo es distinto, y aquel a quien apedree en el ayer, no se encuentre hoy disponible, por lo que ocurrió en un momento pasado,pues no sabemos lo que vive nuestro hermano, todo deja huella, hemos de perdonar, sí, pero también hemos de ser responsables de lo que hacemos de como actuamos, Allah es el Generoso, el reparador, sí nos abrimos a eso, en el amor

    El Todopoderoso utilizó a un ser imperfecto como yo para reparar tu juguete, pero ten por seguro que cuando Allah resucite a tu pequeño, no quedará ni un átomo de imperfección en la reparación de su dañado cuerpecito, su padre lloraba, Allah es Grande hijo mío, confía en Allah hijo mío, que los creyentes confíen en Él

    Mira hijito, igual que Allah reparó tu juguete, Él puede reparar cualquier cosa, por imposible que parezca.

    Abdel Jabbâr muy feliz jugó con su juguete reparado y le tomó mucho cariño, tanto que incluso en la adultez lo conservaba

    Al-Jabbar (cuento)
    Sólo Allah es Al-Jabbar (El Todopoderoso, el Reparador

    Érase una vez un creyente llamado Abdel Jabbâr, tenía esposa y tres hijos, vivían muy felices en un pueblo muy tranquilo y agradecían a Allah constantemente por vivir una vida tan bendita.

    Un día, uno de los hijos de Abdel Jabbâr falleció atropellado por un camión, la alta velocidad del camión y el descuido del pequeño fueron las causas de tan fatídico accidente.

    Abdel Jabbâr tenía el corazón roto por la pérdida de su hijo más pequeño y muy triste recordaba junto a su padre un suceso ocurrido en el pasado.

    Una vez, cuando Abdel Jabbâr era niño, estaba jugando con sus juguetes cuando de repente uno de sus juguetes se partió en dos mitades, tras llorar y llorar su padre le dijo:

    -No te preocupes hijito, Allah reparará tu juguete.

    El pequeño Abdel Jabbâr dejó de llorar y siguió jugando con sus otros juguetes.

    Unos días después, su padre le trajo el juguete reparado y le dijo:

    -Mira hijito, igual que Allah reparó tu juguete, Él puede reparar cualquier cosa, por imposible que parezca.

    Abdel Jabbâr muy feliz jugó con su juguete reparado y le tomó mucho cariño, tanto que incluso en la adultez lo conservaba.

    Tras recordar esos momentos del pasado, cogió el juguete y le dijo a su padre:

    -¿Recuerdas esto?

    Su padre le dijo:

    -Si, claro, es uno de tus juguetes de cuando eras niño.

    Abdel Jabbâr le dijo:

    -¿No recuerdas aquello que me dijistes cuando lo trajistes reparado?

    Su padre le contestó:

    -Si lo recuerdo, Allah es el Reparador de toda cosa rota, confía en Allah hijo mío, Él te devolverá a tu pequeño.

    Abdel Jabbâr, muy dolido, dijo a su padre:

    -Allah no reparó mi juguete, fuistes tu quien lo hizo, además este juguete no es el mismo, si te fijas quedó dañado en parte, mira estas pequeñas grietas, Abdel Jabbâr señalaba el lugar por donde se rompió el juguete.

    Su padre muy calmado contestó:

    -Ciertamente Allah reparó tu juguete a través de mi, a veces las personas somos medios utilizados por Allah para conseguir un propósito el cual sólo Allah sabe, yo podía haberte comprado un juguete igual al roto, sin embargo decidí repararlo, y sólo Allah sabe por qué hice tal cosa.

    Abdel Jabbâr no decía nada, pero su corazón aceptaba las palabras de su padre, quien continuó diciendo:

    -El Todopoderoso utilizó a un ser imperfecto como yo para reparar tu juguete, pero ten por seguro que cuando Allah resucite a tu pequeño, no quedará ni un átomo de imperfección en la reparación de su dañado cuerpecito, su padre lloraba, Allah es Grande hijo mío, confía en Allah hijo mío, que los creyentes confíen en Él.

    Abdel Jabbâr comenzó a llorar junto a su padre y le dijo:

    -Gracias papá, Allah es Grande.

    Trascurrieron los meses y Abdel Jabbâr iba recuperando la sonrisa, agradecía mucho a Allah y aceptaba Su voluntad con total humildad y confianza.

    Al cabo de unos años, el líder del país más poderoso del planeta decidió atacar el pais donde vivía Abdel Jabbâr y su familia, todo un ejercito con la mas avanzada tecnología se disponía a invadir zona por zona hasta llegar a su objetivo.

    Zona a zona los bombardeos se sucedían hasta que llegó al lugar donde vivía Abdel Jabbâr y su familia, tras días de mucho miedo e incertidumbre, el día del bombardeo llegó a su zona, tras sufrir una noche de explosiones, la casa de Abdel Jabbâr se vino abajo por una bomba lanzada por este temible ejercito.

    Tras los bombardeos fueron rescatados los supervivientes, Abdel Jabbâr era uno de ellos, tambien su esposa sobrevivió, no asi sus dos hijos, los cuales murieron.

    Ahora Abdel Jabbâr sentía mucha mas tristeza que la primera vez que murió uno de sus hijos, aunque el dolor era el mismo.

    Abdel Jabbâr no dudaba de que Allah le devolvería sus hijos algún día, pero ahora con mas fuerza pedía justicia y venganza contra aquellos que invandieron el pais.

    Abdel Jabbâr sabía que esa había sido la voluntad de Allah, y nada ni nadie puede oponerse a la voluntad de Allah, pero Allah no manda que cometamos actos atroces y nos dió libre albedrío, por lo que pedía justicia y venganza contra los responsables de aquellas masacres cometidas.

    Acabó la invasión y se restableció el orden, Abdel Jabbâr intentaba junto a su mujer vivir una nueva vida aceptando el decreto de Allah (el Altísimo), pero no pasaron mas que dos años y la muerte les encontró.

    Cuando Abdel Jabbâr volvió a la vida, encontró algo que jamás había imaginado, su esposa y sus tres hijos le esperaban en un verde y hermoso jardín, era el jardín más hermoso que jamás haya visto ojo humano, algo tan perfecto sólo podía ser la morada de Allah.

    Sólo Allah es Al-Jabbar (El Todopoderoso, el Reparador)

    Es Él Quien inicia la creación y, luego, la repite. Es cosa fácil para Él. Representa el ideal supremo en los cielos y en la tierra. Es el Poderoso, el Sabio.

    Sagrado Corán 30:27
    Y cuando Abraham dijo: «¡Señor. muéstrame cómo devuelves la vida a los muertos!» Dijo: «¿Es que no crees?» Dijo: «Claro que sí, pero es para tranquilidad de mi corazón». Dijo: «Entonces, coge cuatro aves y despedázalas. Luego, pon en cada montaña un pedazo de ellas y llámalas. Acudirán a ti rápidamente. Sabe que Allah es poderoso, sabio».

    Sagrado Corán 2:260

    1. Aunque parezca increíble algunas veces en casa ponemos esta musica, antes de hacer meditación te conecta directamente a lo mas profundo del corazón…..Bendiciones

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.